lunes, junio 09, 2008

Nunca digas Nunca

En estas épocas donde la gente que se casa ya no es "vieja", si no de mi edad (o más jóvenes), muchas cosas pasan por mi mente.

Primero, que ninguna persona sola es feliz. Puede sentirse satisfecha, pero nunca feliz. La felicidad se "genera" cuando puedes compartir tu satisfacción con alguien, o cuando ves satisfechas a las personas que más quieres. Incluso los egocéntricos necesitan personas de quienes cuidar para sentir que el mundo gira a su alrededor, para sentirse indispensables.

Segundo, que una forma de crecimiento personal es dedicar la vida a algo más grande que a sí mismo. Es gracioso, porque esa no es una razón muy recurrente para quienes deciden dar el gran paso, pero sin duda es valedera. Creo que ese es el motivo por el cual los religiosos escogen serlo, no porque hayan sentido "el llamado de Dios", al menos no en todos los casos.

Tercero, y muy importante; la idea de que solo existe una persona en el universo con la cual uno se puede sentir completo es absurda, cruel y malvada. La clave está en el poder del compromiso, de coincidir en un proyecto de vida en común.

Lo que pasa es que uno es idealista, y piensa que debe existir algo más que el frío compromiso, que el amor es mucho más que eso.

Tocará comenzar a trabajar en el cambio de ese paradigma, es difícil borrar tantos años de "rebeldía juvenil" diciendo "nunca me casaré" o "la soledad es mala únicamente cuando quieres estar acompañado". Hasta me siento raro contemplando la sola idea, no parezco yo. Falta mucho por madurar.

Les dejo un videito que retrata todas esas cosas, juzguen ustedes. Está en inglés pero se entiende la idea principal.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Mmm... bueno,

Para el primero actualmente y personalmente digo que tienes la razón. Pero... en el fondo creo que es cuestión de conceptos y como somos humanos que adaptamos lo que queremos entonces... cambiamos las definiciones fácilmente.

El segundo, muy cierto. Y el tercero, yo estoy casi por decir con total certeza lo mismo, pero no me deja de parecer cruel que por pensar así me dé por aceptar lo que no debo aceptar, porque como no debo esperar perfección entonces bueno, debo ceder. Quizás sea cuestión de darle ajustes. Y que bueno que te guste el last.fm :)

Ŧabián dijo...

Sip, los seres humanos somos cambiantes, inestables y contradictorios, a veces queremos unas cosas y a veces no sabemos qué queremos.

Los idealistas nos aferramos a ciertas cosas que la realidad nos niega, casi siempre. La decisión entre ESPERAR al complemento ideal o aceptar lo que no se debe aceptar es un dilema: con cualquiera de los dos pierdes.

Aprecio tu comentario, bienvenida siempre.

Beatrix dijo...

Yo si creo en la magia del amor, claro que la felicidad no está encadenada a una sola persona, eso como dices seria cruel, pero si es cierto que el amor hace que uno haga cosas o cambie paradigmas, por mi parte es claro: me imaginaba casandome como a los 35 años, principalmente pensando en tener a mi hijo, pero cuando conoci a mi marido a los minutos sabia que con el queria compartir el resto de mis dias, y aunque nos casamos algunos años despues lo cierto es que lo hice 9 años antes de lo que en mi cabeza tenia presupuestado..
Por otra parte el matrimonio es un estado hermoso, con sus cosas como todas las relaciones humanas, pero hermoso..

Ŧabián dijo...

Lo que dices es cierto, el amor nos hace cambiar paradigmas. Pero cuando el amor no ha llegado, o todavía es un sentimiento confuso y poco concreto, reflexionas de la manera en que lo hago.

Motivante tu historia, gracias por compartirla.

Nobel prize blogger dijo...

Querido Blogger

Nuestro equipo ha considerado su blog para integrar el Top 100-Blogs COLOMBIA
Si acepta esta designación favor pasar por nuestra web y dejar sus datos en la zona de comentarios.
Está atento de las Novedades y Rankings.

Toma nuestro banner y pégalo en tu magnifico blog desde ahora. Tus amigos y visitantes se irán familiarizando con este tu nuevo hogar.

Atento saludo

NPB-Team

Ŧabián dijo...

Gracias, pero el autor de este blog prefiere seguir escribiendo bajo su seudónimo. Además ni es su intención ser un blogger reconocido, ni tiene el mérito para serlo.

Muchos éxitos con su iniciativa.